Implantes Dentales

El implante dental es el mejor y más moderno método para reemplazar los dientes naturales que faltan. Es una de las mejores opciones para obtener una dentadura duradera en el tiempo y que permita al paciente disfrutar de una buena salud dental mucho tiempo.

¿Qué es un implante dental?

El implante dental es una raíz dental artificial, en otras palabras, es un tornillo de titanio que se inserta en el hueso de la mandíbula o del maxilar sustituyendo a la raíz del diente. Posteriormente sobre ellos se coloca la restauración, normalmente una corona hecha a medida que tiene el aspecto y la función de un diente natural.

Los tipos de implantes más comunes son: Implante cónico e implante cilíndrico, con una longitud y un diámetro seleccionado de acuerdo con la cantidad del hueso. A la hora de seleccionar un implante dental hay que tener en cuenta una serie de factores, dependiendo de cada paciente y de sus necesidades.

Colocación del implante dental

En primer lugar hay que realizar, mediante pruebas radiográficas, el estudio del estado del hueso para fijar la posición del nervio y para establecer la longitud, el grosor y la dirección de colocación del implante dental.

La cirugía del implante dental se realiza mediante una secuencia de fresas con la forma del implante que se introducen de menor a mayor hasta crear el alojamiento exacto donde irá el implante, la implantación dental no es dolorosa y se realiza bajo anestesia local.

Para que el implante se fije en el hueso necesita un tiempo de curación llamado osteointegración, y que oscila entre 3 y 6 meses. Cuando el implante dental esté totalmente firme, se coloca la corona, que es la prótesis dental que cubrirá el diente.

La complejidad de la colocación del implante dependerá de varios factores, por ejemplo de la cantidad de implantes a colocar o de la forma del hueso donde se vaya a colocar el implante.

Tipos de implantes dentales

El especialista estudiará previamente la situación del paciente, seleccionará el mejor tipo de implantes dentales para el paciente y la mejor técnica para su colocación.

La técnica quirúrgica se realiza en el caso en cual el diente fue extraído ya de mucho tiempo, esta técnica se realiza cortando la encía, se procede a la colocación del implante en el lecho que se ha labrado previamente en el hueso y, finalmente, se sutura la encía.

La técnica de implantología dental inmediata post-extracción consiste en la extracción del diente y en la colocación del implante en la misma sesión. Este caso no es aplicable de forma generalizada.

Ventajas de los implantes dentales para los pacientes

Los implantes dentales presentan varias ventajas:

  • Los implantes dentales preservan el hueso y reducen el deterioro óseo. Con la lalta de un diente el hueso se retira hacia atrás y cambia la apariencia física.
  • Los implantes dentales salvan los dientes adyacentes. En el caso de los puentes, los dientes adyacentes tienen que ser desvitalizados, en cambio, cuando se inserta un implante dental estos dientes no se tocan.
  • Los implantes dentales no se muevan. La diferencia de las soluciones removibles es que los implantes dentales le darán la confianza y la sensación de tener los dientes naturales.
  • Los implantes dentales son para siempre. Los implantes dentales son una solución de largo plazo, ya que, con un correcto mantenimiento, pueden llegar a tener una duración de más de 20 años.
  • Los implantes dentales son estéticos. Estéticamente, los implantes dentales quedan mejor que las dentaduras postizas. Dan un aspecto de mayor naturalidad.

Cuidados después de la colocación de un implante dental

Es normal que en las primeras horas después de la cirugía del implante dental haya sangrado, así como inflamación en la zona (suele durar aproximadamente 2 días). Para la hinchazón se deberá aplicar hielo en la zona. El especialista recetará analgésicos, así como antinflamatorios.

Después de una cirugía de implante dental hay que seguir una serie de cuidados:

  • No realizar enjuagues bucales después de la colocación del implante: enjuagar la boca puede hacer que se caigan los puntos de sutura y tener un sangrado abundante.
  • Habrá que cepillarse los dientes de forma suave, sobre todo por la zona del implante. Podrá ser con cepillo eléctrico o manual. Es aconsejable evitar el cepillado el mismo día de la cirugía.
  • Durante las 3 horas después de la cirugía se debe evitar la ingesta de comida y bebida. Después se debe de llevar una dieta blanda y beber mucho líquido. Tampoco se recomienda fumar, ya que el tabaco irrita el tejido, retrasando su curación.
  • Habrá que seguir un seguimiento para revisar el estado del implante (se recomienda acudir a revisión cada 6 meses).

Reserva ya tu cita

No somos franquicia, clínica propia donde NO será atendido por comerciales

91 239 40 19